Cuando se trata de automatización en bienes raíces, el primer paso son los datos

En casi todas las industrias, desde el vino hasta los videojuegos, la automatización es una de las mayores fuerzas de cambio. Crear sistemas automatizados y descubrir información importante utilizando técnicas informáticas avanzadas como el aprendizaje automático (Machine Learning) se ha vuelto más fácil que nunca. Los bienes raíces no son atípicos. La implementación de la automatización del lugar de trabajo en el sector inmobiliario ofrece la oportunidad de ganar eficiencia en las tareas cotidianas y permite a los empleados utilizar sus habilidades únicas para contribuir en otras áreas. También puede ser una nueva forma de diferenciar su negocio en un mercado abarrotado. No es de extrañar que algunas de las empresas inmobiliarias más grandes contraten científicos de datos, o empresas de tecnología y dediquen cada vez más sus presupuestos a la tecnología de automatización.

Pero la naturaleza de la automatización significa que hay scripts escritos para ordenar que se haga algo con la ayuda de un subconjunto de datos. Sin datos, su automatización no será tan efectiva. Por lo tanto, si ya tiene datos o no, será un factor decisivo para qué tipo de automatización puede capitalizar. Zillow es un gran ejemplo de esto. Tienen el mayor tráfico de cualquier sitio inmobiliario residencial, dándoles datos valiosos sobre lo que las personas miran cuando compran una casa (o simplemente pasan el tiempo imaginando dónde vivirían si pudieran pagarla). Por esta razón, entre otras, he predicho que Zillow probablemente dominará el mercado de iBuyer, donde ofrecen un precio en efectivo basado en sus algoritmos de valoración.

La mayoría de las empresas inmobiliarias o plataformas enfocadas en marketing de datos no tienen acceso a datos como Zillow. Afortunadamente, hay opciones para ayudar a las empresas de bienes raíces a comprar los datos que necesitan para alimentar sus herramientas de automatización. Los datos se pueden agregar a través de una API al extraer datos de una conexión de aplicación web de terceros y agregarlos a los datos que una empresa ya tiene. Una vez que las empresas inmobiliarias puedan agregar datos, tanto de fuentes externas como de documentos internos, podrán comenzar a utilizar técnicas básicas de automatización.

La información obtenida de la información recopilada puede ser valiosa para fomentar el liderazgo y la gestión de las comunicaciones. También se puede integrar con una plataforma que aloja contratos, como HelloSign. Al rellenar previamente los campos de datos que ya ha capturado, está automatizando una parte del proceso de transacción y eliminando los errores de entrada manual. En el caso de Colombia, empresas como Tinmob quien usa la información y aplica algoritmos de inteligencia artificial para determinar el valor de un inmueble, o Triarii que está educando y ayudando a las empresas de la industria en su transformación digital en formación en business intelligence, customer experience, marketing performance a través de workshops, master sessions, y consultorías inmobiliarias.

Mantenerse competitivo utilizando los mismos datos que todos los demás no será suficiente. Las empresas tendrán que agregar nuevas fuentes de datos que les permitan automatizarse de manera que sus competidores no puedan hacerlo. A medida que la información de listado se convierte en una mercancía, agregar datos de propiedad del mercado, por ejemplo, podría proporcionar una ventaja competitiva. Estos datos se pueden comprar a través de una API de datos de propiedad o un archivo masivo conectado a un CRM para ayudar a las empresas y equipos de ventas, los cuales puede ayudar en sus modelos comerciales. Lo increíble de los datos es que cuanto más se tenga, más podrá hacer con ellos. Dos de los métodos mencionados anteriormente, conectarse a API externas o ingerir un formato de archivo masivo, proporcionan acceso a innumerables fuentes de datos nuevas.

La ciencia de datos es tanto arte como ciencia. Las empresas de vanguardia o PropTech se vuelven creativas con la automatización. Pero no importa cuál sea la tarea que se está automatizando, encontrar y organizar los datos correctos es el primer paso. Cada estrategia de bienes raíces es diferente, también lo son las necesidades de datos de cada empresa. Antes de pensar en lo que sería útil para automatizar, recuerde considerar qué datos se necesitarán para hacerlo con éxito apalancado en el conocimiento del negocio de estás empresas de tecnología.